Conoce La guía MICHELIN

Conoce La guía MICHELIN

¿Sabías que hay más de 85 inspectores Michelin en todo el mundo?

La guía MICHELIN: una ventana a la gastronomía mundial

La guía MICHELIN es, en todas partes donde está presente, el escaparate de la gastronomía mundial. Respaldada por su método de selección homogéneo y único en el mundo, pone de relieve las nuevas tendencias culinarias y los talentos futuros, contribuyendo así al resplandor de la gastronomía en el mundo.

Nacida en Francia en el año 1900, se edita rápidamente en otros países europeos: Bélgica (1904), España (1910), Gran Bretaña (1911),…

En el 2005 dio sus primeros pasos en Estados Unidos, con el lanzamiento de la guía MICHELIN New York City, seguida después por San Francisco y Chicago. A finales de 2007, la guía MICHELIN se dirige a Asia, con el lanzamiento de la guía de Tokyo Yokohama Shonan, tras la que llegarán Kyoto Osaka Kobe Nara y Hong Kong Macau.

Hoy, la guía MICHELIN está presente en 3 continentes, cuenta con 23 guías y reúne más de 45.000 direcciones en el mundo.

La guía MICHELIN: una guía para todos

Para todos, porque cada usuario puede encontrar en ella el restaurante o el hotel que necesita. En cada categoría de confort y precio (desde el restaurante más elegante al más sencillo y desde el hotel más lujoso al más familiar), y cualquiera que sea el presupuesto o el estilo de cocina buscado, la guía MICHELIN propone cada año una selección de las mejores direcciones, probadas rigurosamente por inspectores profesionales y anónimos. Aunque los restaurantes con estrella han dado renombre a la guía en todo el mundo, los establecimientos con tal distinción ¡solo representan un 10% de la selección total!

Los inspectores de la guía MICHELIN

Hombres o mujeres, jóvenes o no tan jóvenes, rubios o morenos, delgados o corpulentos, amantes de la comida y apasionados por su profesión, el inspector Michelin es un cliente como cualquier otro. Empleado de Michelin, el inspector está, por regla general, formado en una escuela de hostelería y tiene una experiencia profesional de cinco a diez años en restauración y/o hostelería. Su trabajo consiste en seleccionar de manera anónima los mejores restaurantes y hoteles en todas las categorías de confort y precio. Para ello, cada año recorre alrededor de 30.000 km, toma unas 250 comidas y duerme en más de 160 hoteles.

El inspector, que es anónimo, es un cliente normal, que reserva, come, duerme y paga íntegramente sus facturas. Este anonimato es el que le da fuerza a la guía MICHELIN. No hay tratamientos de favor: el inspector tiene lo que los otros clientes tienen, ni más ni menos. Solamente después de haber pagado la cuenta, y en caso necesario, el inspector puede presentarse para conseguir información complementaria.

Las estrellas MICHELIN: Las mejores mesas

La guía MICHELIN reconoce cada año las mesas que ofrecen la mejor calidad culinaria otorgándoles estrellas. Las estrellas "están en el plato y únicamente en el plato". Esto significa que sólo juzgan la calidad de la cocina. El resto, ya sea la decoración, el servicio o el equipamiento, no se tiene en cuenta para otorgarlas.

Para apreciar la calidad de una mesa, los inspectores se basan en cinco criterios definidos por Michelin: selección de los productos, creatividad, dominio del punto de cocción y de los sabores, relación calidad-precio y regularidad. Estos criterios son aplicados por todos los inspectores de la guía MICHELIN, tanto en Japón, como en Estados Unidos, China o Europa. Son, pues, la garantía de una selección homogénea: poco importa el lugar, una estrella tiene el mismo valor en Madrid, Nueva York o Tokio.

Las estrellas se atribuyen de manera colegiada entre los inspectores, el redactor jefe del país y el director de las guías MICHELIN. Las estrellas recompensan a un restaurante por el trabajo de su chef y su equipo, en todos los estilos de cocina. Se clasifican en tres niveles:

Cocina de nivel excepcional, esta mesa justifica el viaje.
Cocina excelente, vale la pena desviarse.
Muy buena cocina en su categoría.

Los Bib Gourmand (): mesas de calidad al mejor precio

Esta distinción recompensa restaurantes que se caracterizan por una cocina de calidad, a menudo típicamente regional, a un precio moderado, y que ofrecen una comida completa con entrada, plato principal y postre por menos de 35 euros. Con esta categoría, la guía MICHELIN muestra claramente que se dirige a todo tipo de lectores y que está indicada para todas las ocasiones. El éxito que está cosechando el Bib Gourmand se refleja, año tras año, en la creciente preocupación de los restauradores por ofrecer una cocina de calidad y accesible a todos los presupuestos, incluyendo los más ajustados.

Las direcciones más agradables

El color rojo indica los establecimientos especialmente agradables, tanto por las características del edificio como por la originalidad de la decoración, el emplazamiento o incluso la calidad de los servicios ofrecidos.

  •   Hoteles agradables